Portada » General » [Análisis] Daggerhood

[Análisis] Daggerhood

Compartir

La desarrolladora española Ratalaika Games vuelve con un nuevo juego de plataformas: Daggerhood. El juego se puso a la venta a finales de febrero para PlayStation 4, Xbox One, Nintendo Switch y PlayStation Vita y aquí os traemos su análisis para la versión de PlayStation 4.

Ladrón capturado

Vincent S. Daggerhood es uno de los ladrones más grandes de todos los tiempos, capaz de sortear cualquier vigilancia. Ningún tesoro estaba a salvo de él, nada se le resistía y cumplía todos sus objetivos. Pero nada dura para siempre y un día fue capturado, entonces llegó la condena que el rey le puso, por la cual fue arrojado a una caverna de la que nadie ha escapado nunca.

Daggerhood ahora quiere venganza y promete escapar de la caverna para robarle el tesoro al mismo rey que lo arrojó a ese agujero sin salida.

Robar y escapar

En este juego manejamos a Daggerhood, en un entorno 2D con scroll lateral, y nuestra misión es escapar de la cueva donde nos han encerrado. Para ello tendremos que avanzar nivel tras nivel hasta llegar al final.

Todos los niveles están estructurados de la misma forma. Partimos de un punto A y tenemos que llegar a un punto B, representado por una puerta que nos lleva hasta la siguiente sala. Para llegar a ese punto B tendremos que superar un reto de plataformas y puzzles a la vez que sorteamos trampas y enemigos.

Una de las capacidades que tiene nuestro protagonista, para superar los retos, es el salto. Tiene la capacidad para hacer tanto un salto simple como uno doble, mientras está en el aire. Además también puede saltar verticalmente, cuando está enganchado a una pared, de forma sucesiva.

Sin embargo la herramienta que más destaca es la daga. Esta puede lanzarse a distancia y es la única forma que tenemos para dañar a los enemigos. Aunque este no es su único uso ya que también puede usarse para teletransportarnos: una vez la lanzamos, si pulsamos el mismo botón, nos teletransportaremos a su ubicación en ese momento.

Pero ahí no queda la cosa, en algunos niveles también encontraremos unos objetos que nos darán una mejora o poder temporal para ayudarnos en nuestra aventura. Entre ellos nos encontramos una mejora para la daga para poder destruir cubos de piedra, una pluma que nos hará más livianos en las caídas, un escudo que nos hará inmortal o una judía que invertirá la gravedad para que podamos andar por el techo.

La aventura está compuesta por 100 niveles divididos en 5 mundos diferentes y al final de cada uno de ellos nos encontraremos un boss diferente, cada uno de ellos con sus propias mecánicas y su propia forma de derrotarlos.

Y esto no es todo, ya que en cada nivel nos encontramos con varias tareas, totalmente opcionales, para hacer: por un lado está la tarea de recolectar 5 tesoros a lo largo del nivel; por otro lado está la carrera contrarreloj, que consiste en terminarlo en un tiempo específico, y que nos dará de 0 a 3 estrellas como puntuación; y por último está la caza del hada, que se trata de buscar a un hada por el nivel con la dificultad añadida de que desaparece al cabo de un tiempo determinado.

Sobre la dificultad, podemos decir que estamos antes un juego algo difícil y que exige habilidad a la hora de superar ciertos niveles, siendo alguno de ellos algo frustrantes de las veces que hay que repetirlos hasta poder superarlos.

Todo esto va a más si tenemos en mente completar todas las tareas de cada nivel ya que eso incrementa la dificultad notablemente en algunos casos, todo un reto a superar

En definitiva, nos encontramos antes un juego con mucho contenido gracias a su elevado número de niveles y las cosas que hacer en cada uno de ellos. Esto, junto con la dificultad añadida, hace que sea un juego que hay que dedicarle varias horas para completarlo al 100%.

Mundo pixelado

El mundo de Daggerhood es un mundo pixelado en 2D con los escenarios basados en tiles y que para nada queda queda mal en las televisiones actuales. Sus sprites pixelados y simplistas junto con sus animaciones hacen ver que se le ha puesto especial atención a este aspecto.

El único punto negativo que le ponemos al apartado artístico es la poca variedad  que hay en los escenarios y la escasa variación entre los tiles de cada mundo, esto hace que parezca que estamos en el mismo constantemente.

En cuanto a la música, en un primer momento nos puede parecer agradable y hacernos recordar a los buenos momentos que nos dio la música MIDI en las antiguas consolas, que ahora consideramos retro. Pero a la larga se hace algo repetitiva y cansina, sin llegar a conectar totalmente con el jugador.

Conclusión

Daggerhood es un juego muy entretenido, con mucho contenido y que nos ofrece un reto bastante satisfactorio de superar aunque puede llegar a ser un poco frustrante, debido a su dificultad en algunos niveles.

Pros

  • Lo bien pensados que están los niveles.
  • El manejo de la daga y los power-ups.
  • Las batallas contra los jefes.
  • Gran cantidad de contenido.

Contras

  • La elevada dificultad en algunos niveles.
  • Se echa en falta más variedad en la ambientación de los escenarios.
  • La música se hace repetitiva a la larga.

Este análisis se ha realizado desde la versión de PlayStation 4 gracias un código de descarga que ha facilitado Ratalaika Games a VidaoPantalla.

La desarrolladora española Ratalaika Games vuelve con un nuevo juego de plataformas: Daggerhood. El juego se puso a la venta a finales de febrero para PlayStation 4, Xbox One, Nintendo Switch y PlayStation Vita y aquí os traemos su análisis para la versión de PlayStation 4. https://www.youtube.com/watch?v=fNSPwXYF01I Ladrón capturado Vincent…

Daggehood

Jugabilidad - 8
Gráficos - 7
Sonido - 6
Contenido - 8
Dificultad - 7

7.2

Nota

Daggerhood es un juego muy entretenido, con mucho contenido, que nos ofrece un reto bastante satisfactorio de superar aunque puede llegar a ser un poco frustrante, debido a su dificultad en algunos niveles.

User Rating: Be the first one !

Compartir