//[Análisis] Uncharted: El Tesoro de Drake

[Análisis] Uncharted: El Tesoro de Drake

Compartir

Naughty Dog nos trajo hace poco más de ocho años una saga nueva, Uncharted, y en vista del lanzamiento de la cuarta entrega de ésta para PS4, nos regaló una remasterización de las tres anteriores, que salieron para antigua generación y son consideradas de las mejores que hubo (al menos…

Nota:

Historia - 7
Jugabilidad - 7
Gráficos - 6.5
Sonido - 8.5
Duración - 6

7

Se notan los años que tiene en muchos aspectos, en algunos se deja pasar, pero hay otros que no se pueden excusar.

User Rating: Be the first one !

uncharted_drakesfortune

Naughty Dog nos trajo hace poco más de ocho años una saga nueva, Uncharted, y en vista del lanzamiento de la cuarta entrega de ésta para PS4, nos regaló una remasterización de las tres anteriores, que salieron para antigua generación y son consideradas de las mejores que hubo (al menos como trilogía).

Puede que el análisis sea una de una remasterización del juego antiguo, cosa que sigue notándose, por lo cual intentaré pasar por alto los puntos que sean inferiores por este motivo, aunque, hay algunas cosas a las que la edad no afecta, y no omitiré.

Una historia muy predecible y poco original

La historia trata de como Nathan Drake, un cazatesoros, sigue la pista de «El Dorado», reliquia que conoce gracias al diario que encuentra en la «tumba» de su antepasado, Sir Francis Drake.

nathan1

Entrando más en detalle, la historia es muy típica, llena de estereotipos, que afectan sobre todo a los personajes, en los que encontramos a todos las clases características de este medio, tanto en los protagonistas (la mujer que se puede valer por sí misma y el musculitos irónico) como en los antagonistas (el malo gracioso, el carismático y el bruto). Las personas son o blanco o negro, no tienen punto intermedio y se sienten un tanto irreales en ese sentido. La historia solo tiene dos giros notables, cosa que es comprensible debido a su corta duración (tema que trataremos más adelante), y el primero de ellos es muy obvio, lo ves venir casi desde que empieza el desarrollo del guión, del segundo sólo diré que me pilló completamente por sorpresa, ya que es muy extraño, quizás demasiado.

Y ahora viene el único punto bueno de la historia, que cumple su función. No es una historia enrevesada como podrían ser las de otros tipos de juegos (aunque quizás con el segundo giro se les va de las manos), pero hace lo que debe, te envía a este sitio, dónde encuentras una pista que debes de seguir hasta este otro sitio y así sucesivamente. Además, debido a la poca seriedad general del título es difícil tomársela en serio, seguramente esa sea la única razón por la que no haya obtenido una calificación menor.

Una jugabilidad decente, aunque con varios fallos

No es la jugabilidad exactamente, pero necesitaba introducir este apartado para hablar antes un poco de las mecánicas del juego. Se basan principalmente en zonas de «parkour» y unos pequeños puzzles con otras de mecánica más parecida al shooter en tercera persona con coberturas (eso sí, hay bastante más de las segundas), que al final acaban siendo repetitivas: zona con disparos un poco más lineal y pequeña, otra de escalada o de razonamiento que te acaba llevando a la anterior… Así, intercalándose unas pocas veces hasta que llegas a la conclusión de ese arco de la historia en la que acabas en una sala o un sitio exterior bastante grande dónde normalmente hay más enemigos de lo habitual y dónde sueles andar escaso de munición.

nathan2

Ahora, ya hablando sobre la jugabilidad, es, como he dicho antes, decente, ni más ni menos, no es nada intuitiva en las coberturas y en estos mismos momentos puede llegar a ser estresante en cuanto a dificultad, porque el juego no es difícil, es estresante. Coberturas en sitios que no querías, enemigos (con una IA un tanto pobre, por cierto) que son demasiados en número y que tienen posiciones ventajosas frente a ti…

En cambio en el aspecto del parkour solo pude encontrar unos fallos, que no quiera decir que sean poco importantes, pero son pocos. No deja del todo claro cuales son los asideros a los que puedes llegar y al saltar no controlas la dirección en el aire, lo que a veces puede molestar un poco si intentas ir deprisa.

Y el último estilo de juego que ofrece este, son los puzzles, si se pueden llamar así, ya te dan la solución casi en bandeja en el diario que posee Nathan (que debería ser algo más orientativo, y no unas instrucciones, lo que resulta un poco irreal), y además, hay muy pocos en todo el juego

Y por último, la dificultad del juego aumenta drásticamente por culpa de los pocos puntos de control que había (al menos para mi gusto). Por ejemplo, zonas en las que hay un tiroteo y te mata el último enemigo que tienes que repetir enteras u otras en las que te equivocas en el último salto, que para colmo suele ser el más difícil y menos obvio, que también te toca rejugar. En algunos momentos se entendería, como en una batalla contra un boss, pero que en medio del juego, un punto de transición sea más difícil (o al menos tardes más en superarlo) que la pelea final no es una indicación muy buena.

Unos gráficos antiguos y no muy bien remasterizados

Este apartado es muy difícil de juzgar, sobre todo cuando es una remasterización de un juego antiguo, así que lo he intentado analizar poniéndome en situación. Es verdad que el título tiene varios años, pero esto es una supuesta versión mejorada de éste y tampoco he notado una diferencia excesiva.

nathan3

 

Las animaciones están más o menos bien, no es un aspecto tan afectado por la edad como son los gráficos en general, y aunque parezca raro, las he notado mejores cuando podías manejar al personaje que en las cinemáticas, en las que los gestos corporales eran exagerados, pero decentes, a diferencia de los gestos faciales, que eran mucho más desmesurados y poco reales. Más que a personas, recordaban a protagonistas de una serie cartoon de hace varias décadas.

Los niveles están bastante bien diseñados y hay una variedad entre ellos bastante buena para lo que el juego permite, el único momento en el que no cambian es cando estás dentro de uno de ellos, la mentalidad es parecida a la de un plataformas clásico, dónde hay varias zonas muy distintas y dentro de ellas una variación mínima.

Sobre las texturas, son el punto más débil del juego seguramente, aunque en las distancias cortas se defienden bastante bien, en los planos exteriores es dónde más se nota la antigüedad del juego. Estos planos, son bastante comunes y te los encuentras en varias ocasiones mientras estás jugando, porque los escenarios son muy espectaculares (una selva enorme viste desde la altura, o un castillo encima de la colina avistado desde la lejanía), pero no se ven bonitos, es más, casi empeoran la experiencia.

Los personajes, en cambio no se ven mal, no destacan, pero cumplen. Los personajes principales están muy logrados, pero los hombres a los que te enfrentas tienen cuatro o cinco texturas que se repiten constantemente hasta llegar a límites absurdos.

Si a estos gráficos desfasados les sumas varios fallos de carga de texturas, hacen que la remasterización sea un poco pobre visualmente.

Una banda sonora casi excelente y un doblaje bueno

Analizar la música que compone un videojuego es muy subjetivo, así que solo os pondré el que para mí sin duda, es mi tema favorito, el del menú principal.

Si hay algo de la música que no me ha llegado, es que los temas cambian muy de golpe, por ejemplo, sabes cuando has eliminado a todos los enemigos solo por la música, ya que desaparece (gradual, pero rápidamente) y cambian de canción. Con esto no quiero decir que no se adapte bien al momento, es maravillosa en ese sentido, pero la transición es muy brusca.

En cuanto al doblaje, no le puedo poner muchas pegas, es bastante bueno, no llega al nivel de otros grandes títulos, pero las voces de los personajes principales cuadran con sus características físicas y la actuación es buena. El único fallo que tiene es que los «esbirros» a los que te tienes que enfrentar tienen tres voces predeterminadas (con una actuación bastante pobre) que al igual que las texturas, se repite absurdamente.

Una experiencia muy corta

En dificultad normal y con varias sesiones de juego, lo acabé completando en unas 6 horas y media (teniendo que repetir varias zonas que llevarían menos tiempo), que para un juego de Acción/Aventura es muy corto. Si hubieran aumentado la duración a 10 horas, hubiera sido aceptable, no bueno, pero no se destacaría este punto, al menos para mal.

Para la corta duración del título, tiene una variedad de niveles muy buena, por lo cual, este aspecto no se le puede echar en cara, pero parece que Naughty Dog quiso hacer mucho, y al final al condensarlo se le quedó un juego muy corto. Tiene varios retos (normalmente centrados en acabar las misiones en cierto tiempo), muchos coleccionables y distintas variaciones del juego cuando consigues éstos o superas la historia, lo que hace que sea muy rejugable y no se quede en una experiencia de un fin de semana.

Mi conclusión es que es un juego divertido, que puedes superar en unas pocas horas, y no te arrepentirás de jugarlo, aunque tampoco será una experiencia que recuerdes a lo largo de los años. Tiene bastantes aspectos a mejorar, como el control, que espero que arreglen en las siguientes entregas, ya que ésta, como la primera de la saga, parece más una demo técnica de lo que pueden ofrecer que un producto final.


Compartir