Menu

[Opinión] La rebelión de Atlas

[Opinión] La rebelión de Atlas

La rebelión de Atlas es el nombre que recibe la novela de autora nortemaricana Aynd Rand, en la cual se refleja una ficticia revolución en la que los empresarios estadounidenses se rebelan contra el sistema y se refugian en las Montañas Rocosas. Sin nadie que fomente la economía, el gobierno se ve obligado a la intervención estatal, atentando contra los principios del capitalismo. Una vez el gobierno americano ha colapsado, los empresarios vuelven para tomar el país bajo el símbolo del dólar.

Quería explicar porque el nombre de este artículo antes de empezar la noticia. Creo que es apropiado, pero si alguien discrepa que me lo haga saber.

Con el auge del mercado indie, muchos son los desarrolladores y personas influyentes dentro del sector que dejan sus estudios triple AAA para dedicarse a crear juegos por su cuenta. En los grandes lanzamientos, las empresas invierten millones en la producción de un juego por lo que algo como la libertad artística de los implicados está muy limitada con la intención de ofrecer un producto que llegue a un público mayor.

En el mercado indie normalmente las inversiones son mucho más reducidas, los equipos más reducidos y los diseñadores tienen más margen de maniobrabilidad para adaptar su visión de los hechos. Hay mucha gente que entra al mundo de los videojuegos por amor al sector y quieren aportar su granito de arena a la industria sin hallar su imaginación castrada para aumentar las ganancias. Cuando se dan cuenta que el mercado triple AAA no es exactamente como ellos esperaban, muchos emigran a estudios más pequeños o hacen juegos por su propia cuenta. Es el caso de Cliff Belzinski o Peter Molyneux.

Solo tienes que entrar en la web oficial de lanzamientos indies para darte cuenta de que la mayoría de sus miembros vienen de haber participado en juegos del nivel de Grand Theft Auto, The Witcher 3 y un largo etcétera.

Esta fuga de cerebros debería ser motivo de preocupación para las grandes industrias del sector. Esas mentes brillantes que estuvieron tras los grandes lanzamientos ya no están con ellos y deben buscar a sangre nueva e inexperta que los sustituya muchas veces.

Tal vez sea muy pronto para hablar pero creo que el mercado triple AAA está sufriendo una crisis de forma similar a la que sufre el gobierno estadounidense en la novela que mencioné antes. Esta fuga de talentos provoca que tengan que renovar esos puestos vacíos con nuevos empleados.

Podemos ver el caso con Bioware, que después de que se fuera gran parte de la plantilla original, los nuevos desarrollaron el fiasco de Mass Effect: Andromeda. Y no les culpo por el mal resultado del juego, ya que esta gente jamás había hecho un juego de esa envergadura. De hecho, una de las personas contratadas para la captura de animación facial tenía una experiencia pésima en este aspecto. Y eso no es tanto un problema del equipo de desarrollo, sino de recursos humanos.

Las empresas triple AAA deberían andar con cuidado si no quieren que su propia rebelión de Atlas se materialice.

Comentarios

No comments

Deja un comentario

¡Escucha nuestro Podcast!

Próximos Lanzamientos

No hay próximos lanzamientos