[Análisis] Heavy Rain

(BETA) Accesibilidad Web: VidaoPantalla pone a tu disposición un reproductor para escuchar esta noticia.

[Análisis] Heavy Rain

En el año 2010 llegó a PlayStation 3 una de las mayores producciones distribuidas por Sony y desarrolladas por Quantic Dream, Heavy Rain. Se trata de una adaptación del género aventura gráfica en el que podemos disfrutar de un thriller psicológico. Además de aventura gráfica, sus propios creadores lo consideran como una “película interactiva”, y no les falta razón. En el juego podremos controlar hasta a 4 personajes principales, y cada una de las decisiones que tomemos afectarán al transcurso de la historia.

El título tiene hasta 18 finales, en los que se puede apreciar que hay un “final bueno”, varios “finales alternativos” y un “final malo”. Conseguirlos todos dependerá de nuestras decisiones, por lo que lo más recomendable sería jugar la primera vez del modo que nosotros mismos juraríamos, metiéndonos por completo en la historia. Después ya podremos buscar el resto de finales, ya sea por interés o por conseguir el platino. Eso sí, hay que avisar que Heavy Rain es tan inmersivo que hasta duele elegir una elección contraria a nuestro criterio.

Cada uno de los finales es propio, ninguno se parecen entre sí, son tan diferentes… Que se nota un cuidado magistral por el guion. En cuanto a la historia podemos ser hasta cuatro personajes controlables, todos con una misión, encontrar al Asesino del Origami. El primero de ellos, Ethan Mars, un padre que está buscando a su hijo y que deberá superar una serie de pruebas. Madison Paige, periodista que quiere ayudar a Ethan. Norman Jayden, del FBI, que usará unas gafas llamadas Ari para investigar, y Scott Shelby, investigar privado contratado por víctimas del asesino.

Cada uno de estos personajes tienen una jugabilidad similar con un detalle propio. Por una parte, Ethan es más de puzles, mientras que Madison se dedicará a buscar información, Jayden a investigar con el Ari y con Scott podremos disfrutar de varios “niveles” con Quick Time Events. Los QTE están por todas partes, y fallar en momentos importantes puede alterar al transcurso de la historia. Estos apuestan al máximo por el mando de PS3, usando todos los botones y palancas, además del sensor de movimiento.

A estas alturas del análisis os estaréis preguntando qué es el Ari. Se trata de una forma curiosa de investigar, ya que al ponernos las gafas podremos buscar pistas con R1 para poder investigarlas, además de visitar un mundo virtual en el que podemos analizar las pistas y sacar conclusiones. Un detalle bastante curioso e interesante para la jugabilidad del título. Hay que decir que el control de los personajes puede ser un poco tosco, aunque te acostumbres.

Para movernos deberemos pulsar R2, moviendo el Stick izquierdo para decidir la dirección. En algunos momentos esto puede resultar molesto, por los cambios de cámara e incluso si nos acercamos a objetos con colisiones. Por ejemplo, si estamos entre un sofá y una mesa, a veces al mover al personaje se puede volver un poco loco y moverse en la posición sin llegar a salir de ahí. No pasa siempre ni en los momentos más frenéticos, pero llama la atención.

Gráficamente el juego es todo un portento. Se ve espectacular y sin ninguna duda hay todo un trabajo detrás para crear a los personajes lo más reales posibles. Sin embargo, hay que decir que hay algunos momentos en el que los objetos no terminan de cargar por completo y se ven menos trabajados, pero un segundo después la consola termina de cargar para mostrar el objeto final. No es un detalle que afecte a la jugabilidad del juego, pero es importante mencionarlo.

En su apartado artístico hay que decir que realista es quedarse corto. Todas y cada una de las localizaciones de Heavy Rain están perfectamente trabajadas, notándose un cuidado en la preproducción buscando sitios que incluir en el thriller, así como objetos, personajes… ¡Hasta ropa! Desde luego los desarrolladores se pueden sentir orgullosos de su obra. También hay que decir que la lluvia es un elemento clave para la historia, no molestando en ningún momento. De ahí el título “lluvia pesada”.

Y musical y sonoramente no tenemos queja. Una música ambiental que te mete en situación, que te llega a tensar, a relajar, a tranquilizar… En definitiva, una forma de narrar la historia con música que les ha salido de lujo. Hay que indicar que en las bonificaciones del juego podréis disfrutar de una grabación de una sesión musical. No dudéis en ver todos y cada uno de los extras, son una delicia.

Finalmente en cuanto a duración decir que la historia principal nos puede llevar unas 6-7 horas, pero conseguir todos los finales nos puede dar muchas horas extra. Hay que decir que al tratarse de una aventura gráfica la duración es más que suficiente, sobretodo para disfrutar de la experiencia de encontrar todos los finales.

En definitiva Heavy Rain es un absoluto imprescindible para los usuarios de PlayStation 3 y PlayStation 4. Una evolución maravillosa del género, una obra digna de emitirse en los cines. Un juego que no te dejará indiferente.

Shergiock

Shergiock Autor

Jefe de marketing. Fan de Resident Evil y de Nintendo, pero abierto a todo videojuego. Estudio Comunicación Audiovisual, y todo lo que tenga que ver con la TV o los videojuegos me chifla. Soy ese que piensa que la música y el sonido son apartados extremadamente importantes en un videojuego.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *