//Tales of Zestiria NO es el peor Tales of (ni un mal juego)

Tales of Zestiria NO es el peor Tales of (ni un mal juego)

Compartir

Tales of Zestiria NO es el peor Tales of (ni un mal juego)

Cualquier franquicia de videojuegos tiene su oveja negra, y Tales of no iba a ser una excepción. Siempre que se habla de la peor entrega, Zestiria es quién suele ocupar la primera posición, y hoy quiero reivindicar que esto no es así y, como no, os diré cual es, honestamente, el peor juego de la franquicia.

Lo primero de todo, por supuesto, esto no es más que un artículo de opinión. Estaré encantado de charlar y debatir cualquier punto de vida siempre y cuanto sea, al igual que los que voy a esgrimir, respetuosos. No perderé mi valioso tiempo con personas que no quieren debatir, sino intentar que los demás cambien su punto de vista para que sea como el que desee. Y como no, especificar que me he pasado el juego dos veces, una en Steam y otra en PlayStation 3, ambas con su doblaje al japonés y con la mayoría de misiones secundarias terminadas.

Pero lo más importante de todo es que, para defender este juego, voy a tener que decir spoilers de Tales of Zestiria, y más adelante de otro juego de la franquicia, pero no os preocupéis porque avisaré. Eso sí, a partir de esta imagen comienzo a hablar como si te hubieses pasado el juego, por lo que ten cuidado si no lo has hecho aún.

Lo primero empezar con una lista detallada de lo que vamos a tratar en este artículo. Intentaré ser lo más imparcial posible, tanto para lo bueno como para lo malo. Del juego, deberíamos tratar su:

  • Apartado gráfico
  • Banda sonora
  • Eventos conversaciones
  • Sistema de combate
  • Historia y desarrollo
  • Personajes y evolución

Vamos por orden si os parece bien y hablamos más detalladamente de lo que, en lo personal, me importa más en un videojuego:

Apartado gráfico

Zestiria es muy bonito. Seguramente habrá quién diga «pero comparado con otro juego blablabla», a lo que respondería que por esa regla de tres cualquier juego se ve de maravilla comparado con el Pong de la Atari 2600 y no tendría mucho sentido. Eso sí, las versiones de PS3 y PC han tenido algún que otro problema con los 60fps, pero en lo personal nunca he pensado que sea algo esencial para que te guste el apartado gráfico.

Banda sonora

Aquí cualquiera que haya jugado al juego lo sabe y quién diga lo contrario no se lo ha pasado: Tales of Zestiria tiene, probablemente, la mejor banda sonora de un Tales of. Y honestamente, como creo que este apartado es muy interesante, no quiero seguir hablando del tema, porque quiero que la primera vez que juguéis a este juego, que vuestros oídos se llenen de placer. No os defraudará.

Eventos conversaciones

También conocidas como ‘Skits‘, aunque me gusta más este término. Las Skits han sido algo polémicas en Tales of, los hay a quienes les gusta, quienes no, o quienes directamente las ignoran. Podríamos dedicar y seguramente en un futuro dediquemos un artículo en exclusiva para este tema, pero vayamos a lo que importa.

Este Tales of cambia un poco respecto a las clásicas Skits, y ahora estas solamente aparecerán en los puntos de guardado o cuando la historia o trama secundaria lo requiera. Personalmente creo que esto es un acierto, no el camino, pero sí un buen añadido, ya que cuando llegas a los puntos de guardado puedes relajarte, escucharlos tranquilamente y seguir con lo tuyo.

Además de que aquí ya no serán cuadros verdes con las caras de los personajes, sino que en su totalidad serán del cuerpo de los personajes, algo que se trabajó poco a poco en otros juegos como Xillia o Vesperia y que en este juego se hacen un estándar.

Y por fin llegamos al tema que probablemente más ganas tengáis: el sistema de combate. Realmente no vamos a ver nada nuevo de lo que hablamos en su momento cuando explicamos la evolución del sistema de combate de Tales of, pero obviamente tenemos que hablar de ello. Este sistema se conoce como el Fusionic Chain Linear Motion Battle System, en el que principalmente alteraremos entre ataques normales y otros especiales que podremos equiparnos al gusto.

La gracia consiste en que esta vez nos podremos fusionar con nuestros serafines amigos y usar una espada más grande, un arco, dos puños y ataques de viento. Esto viene genial en los momentos en que Sorey o Rose tienen poca vida o ninguna, ya que pueden fusionarse con un serafín y volver a tener vida. Incluso al mismo momentos pueden desfusionarse y volver a la vida, siendo innecesarias las botellas de vida, lo que genera buenas estrategias para luchar. Otra novedad es que los escenarios ya no son redondos, sino que dependiendo de dónde luchemos el escenario tendrá la forma del lugar. Así se consigue que la sensación de «combate abierto» sea más veraz.

En esto quería hacer hincapié en su momento. El hecho de que Tales of se anime a adentrarse, poco a poco en el combate en tiempo real es una gran noticia, y estamos hablando de que Bandai Namco ha encontrado una solución a su problema. Como bien sabéis, al terminar un combate aparece una pantalla con los resultados y, de vez en cuando, una conversación divertida. Esto en abierto sería muy difícil de llevar, ya que al terminar el combate sí o sí tendría que haber un corte.

Entiendo que si nunca has jugado un Tales of y sí varios JRPG este choque te sorprenda, pero si ya has jugado algún que otro Tales of o eres conocedor de su sistema de combate, creo que es de agradecer y de reconocer el cambio en este sistema, no solo en mecánicas, sino también en el propio escenario. Sé que es difícil de explicar, por lo que os animo a ver este gameplay para haceros una idea o incluso probar la demo de Tales of Berseria, que aunque sea otro juego distinto, sí tiene algo que ver este cambio en los mapas que comentamos.

Historia y desarrollo

Lo que sí que tienen que ver ambos juegos es su historia, y es que aunque la trama principal no está conectada, sí lo están algunos detalles, localizaciones y otros detalles que, en un futuro, explicaremos en el blog. Lo que sí tenemos que decir es que la historia de Zestiria está muy en lo alto de las buenas historia de Tales of, con sus giros inesperados, su cierres de tramas con emoción, y un antagonista que, creo, es de los mejores que tenemos en la saga.

Sin embargo, ¿tiene sus fallos la trama? Pues… Tenemos que ser sinceros, los tiene. Por ejemplo, al principio te ponen a Alisha como si fuera un personaje principal jugable, y también a Lunarre como villano principal, pero al final no fue ni lo uno ni lo otro. Sí, cierto que Alisha es jugable en su DLC, pero eso ya es ‘externo’ a lo que estamos tratando.

Claro, te convences de ello y luego resulta que no, que el antagonista es otro, que Lunarre apenas tiene carga en la narrativa, que incluso Sergei que no es controlable tiene más importancia en la historia que Alisha y laotra humana que acompaña a Sorey es Rose. No es algo malo realmente, pero te deja un tanto extrañado.

Su problema reside precisamente en las gemas iris y la historia de arcilla. Una confesión: abandoné el juego durante mucho tiempo por este tema. Me tuve que ‘obligar’ a jugarlo para continuarlo, utilizando una guía. Si bien no es difícil conseguirlas, sí es una tarea no muy divertida. Zestiria apuesta por un mundo ‘abierto’ entre muchas comillas, y eso está bien, pero tienes que dar formas de ir más rápido por lugares que ya has visitado o darle vida al trayecto de un punto a otro.

Al estar localizadas en varias zonas muy distintas y alejadas la tarea de ir una a una puede volverse aburrida y eso al final puede afectar a las ganas de querer seguir jugando. Siendo optimistas podríamos decir que esto da más vida al juego y que exploras más zonas y mejor, pero siendo realistas, en mi caso abandoné el juego por ello… No podría defenderlo a capa y espada.

Lo que sí defiendo es que, fuera de este problema que sucede en un momento puntual de la historia, por todo lo demás el juego sigue la estela de los Tales of: debates políticos y sociales, frases para el recuerdo, misiones secundarias que enriquecen la historia, motivos y opiniones variadas… Lo que nos lleva ya al último punto.

Personajes y evolución

La pandilla de Zestiria es, desde luego, curiosa. Quitando a Alisha ya que solo es jugable al principio, y a Dezel tras su sacrificio (pelos de punta), en el juego contamos con Rose y Sorey como humanos, y a Mikleo, Lailah, Edna y Zaveid como ‘acompañantes mágicos’. Esto está fuertemente influenciado por su sistema de combate, mas en la trama apenas de nota.

Sorey empieza como un chico honesto, simpático, al que no le da igual sacrificarse para ser el Pastor que a todo el mundo salvará, pero poco a poco vemos el conflicto interno que tiene consigo mismo al ver cómo la gente empieza a tenerle miedo por sus poderes. A Rose, en cambio, la conocemos mejor conforme va pasando el juego, así como sus preocupaciones.

En cuanto a los serafines, Lailah conoce la historia del anterior Pastor y procura que no se repita, incluso en algunas ocasiones abandona su papel de ‘chica divertida’ y se pone bastante seria y firma. Mikleo quiere dejar de ser débil para convertirse en alguien más fuerte, mientras que Edna nos abrirá su corazón cuando tratemos el tema de su hermano y Zaveid pasará de ser nuestro enemigo a ser nuestro aliado.

¿No está mal, no os parece? En conclusión, Tales of Zestiria es un buen videojuego y un buen Tales of, con sus problemas por supuesto, pero que estos no impiden que el videojuego brille. Aunque parezca que no, este artículo no es solo de Zestiria, y es que os había prometido que os diría cual es el verdadero peor Tales of. ¿Estáis preparados/as? El peor Tales of, y un mal JRPG desde mi punto de vista personal es…

Sin duda alguna Tales of the Tempest es el peor juego de toda la saga y uno de los JRPGs que menos puedo recomendar por encima de Paper Mario Sticker Star. No es un título que vayas a odiar, pero si logras pasártelo, no creo que quieras volver a hacerlo.

El juego empieza bien, con un opening muy marchoso y una historia que parece que va a molar. Resulta que hay unos seres llamados licántropos que el gobierno (vamos a llamarlos así) no quieren que existan, por lo que se dedican a eliminarlos.

En una redada, un par de miembros corruptos del gobierno matan a los padres de los protagonistas, uno por ser un licántropo y otro por ser defensor de sus derechos. Caius y Rubia, de apenas 15 años, viajarán por el mundo para vengar su muerte y destapar la corrupción que hay detrás del gobierno.

Incluso el sistema de combate mola, siendo de tres líneas como Rebirth, y además es portátil. ¿Es que qué más se le puede pedir? Pues… Que sea entretenido, divertido e interesante. Una vez terminas el principio del juego, apenas visitarás 7 pueblos y te moverás por cuatro o cinco mapas, tendrás muuuuuchos encuentros aleatorios con enemigos, no verás nada que sea interesante o novedoso, y, lo peor, no tendrás la sensación de estar jugando un Tales of.

El juego llegó traducido al inglés por el equipo de fans Absolute Zero y por eso lo hemos podido probar… Pero ha sido una experiencia no recomendada para nadie. Uno podría decir que se puede deber a las limitaciones de la consola, pero si lo comparamos ya no solo con otros juegos sino con sus dos hermanos pequeños Innocence y Hearts… Se queda muy corto, y desde luego, se ha ganado el título de peor Tales of de la historia y, si me apuras, de los peores JRPG que existen.

Aunque al final todo depende de gustos, y lo mismo a mi me encanta Zestiria y no me gusta the Tempest y a ti es todo lo contrario. No obstante, creo que Zestiria no se merece la gran mayoría de críticas que le han caído, y aunque sí, tiene sus problemas, creo que no son justificante para catalogarlo como «lo peor de Tales of».

Esta ha sido mi defensa. Muchas gracias por tu tiempo.


Compartir